Parto respetado

¿Qué quiere decir no separar?

paro humanizadoNo separar es:

–Asegurar el contacto piel con piel inmediato y constante entre la madre y el recién nacido. Método madre canguro

No cortar el cordón umbilical hasta que éste haya transferido toda la sangre de la placenta.

–Facilitar el inicio de la lactancia materna en los primeros minutos de vida.

Observar estas tres indicaciones es determinante para garantizar la salud del recién nacido a corto y a largo plazo. No separar significa también respetar la intimidad del momento, no interrumpir el flujo de hormonas que se produce, no romper el baile amoroso de la criatura que acaba de nacer y su madre, dejar que de comienzo una relación mágica.

Todo esto convierte el nacimiento en un proceso más seguro. Es realmente interesante el trabajo de Michel Odent  al respecto.

Para nuestros hijos lo mas importante es que permanezcan con nosotras. Los últimos estudios muestran que lo más saludable que es exactamente lo que todas deseamos.

Todos los recién nacidos deben poder disfrutar de las ventajas de la no separación.  Si están sanos no hay razón para separarlos, si están enfermos necesitan a sus madres más que nunca.

Los pediatras de mayor prestigio han hecho de la lactancia materna su causa dada la importancia de este factor para la salud. Ahora debemos poner el énfasis en una variable importantísima para la supervivencia de la infancia: el tiempo que transcurre desde el nacimiento hasta la primera puesta al pecho. Deberíamos entonces ocuparnos de cuidar muy especialmente los minutos y horas que siguen al nacimiento.

Así  podremos  “dar vida a la vida”. 

Informate qué rutinas habituales en la atención al parto pueden ser perjudiciales para nuestros hijos y exigir que se eviten es un acto de responsabilidad. Es posible que encuentres la resistencia de los servicios de neonatología de los hospitales, o la de algunos profesionales, la de su propia familia y la sociedad. Eso no cambiará el hecho de que lo mejor es que podes hacer es que no te separen de tu bebe.

Con Amor y esperanza. Silvia Libkind

Leer Más

Parirás con poder

PARIRÁS CON PODER. Documental inspirado en Casilda Rodrigañez

AVANCE del documental: ”PARIRÁS CON PODER”. 60 min. Pelicula Documental (Nuestra America Profunda)

Película Documental inspirada en Casilda Rodrigañez Bustos. Con la participación exclusiva de Michel Odent, Carlos Gonzalez, Marina Lembo, Francisco Saraceno, Las Casildas, Jorge D. Walker, Vivian Camacho, Abuela Margarita, Mercedes Gazzero, Doulas, Pachi Franco y numerosos testimonios que permiten reflexionar sobre parir y nacer como cada mujer elija.

Una invitación a pensar sobre el poder de la mujer durante el parto y el nacimiento.

Leer Más

Documental “El Primer Grito” – Le primier cri!

“En cada momento la situación puede bascular al drama o a la felicidad. La mujer está entre el sufrimiento y la alegría, entre vida y muerte. Lo que la anima es de una violencia sin nombre. Ella oscila entre fragilidad y toda la potencia, hay una dimensión sagrada y eternamente femenina en la noción de transmision de la vida. Ser un hombre y poder aproximarse a ello es fascinante “

Gilles de Maistre.

Leer Más

Gritos de libertad

Comparto con ustedes un texto extraído de la publicación online de Las Casildas, por Francisco Saraceno

“Cuando leí el lema de la Semana Mundial por el Parto Respetado de este año – “Silencio, mujer pariendo, bebé naciendo”- la primera imagen que se me vino a la cabeza es la de los nacimientos en penumbras, donde sólo se escucha la respiración de la mujer, sus gemidos, vocalización o gritos.”

Al repetir esa imagen en mi cabeza me quedé pensando en el grito, en lo que cuenta de una situación y, por mi experiencia asistiendo tanto de manera institucional como domiciliaria, me surgió este análisis. Socialmente, el grito es algo que sentimos que hay que callar, sinónimo de dolor, malestar, miedo. Frente al grito hay que responder y hacer, lograr que pase lo antes posible, que se termine.

Sin embargo, así como existen lágrimas de alegría, también hay gritos que denotan intensidad, que son una liberación, un alivio y que nos devuelven el poder y la energía.

Generalmente, cuando vemos imágenes de partos en películas o en programas de televisión lo que vemos es una mujer que grita sobrepasada por la experiencia, un compañero desencajado y un equipo médico que corre buscando acallar ese grito, como si estuvieran en medio de una catástrofe. Desafortunadamente, esta imagen no dista mucho de la realidad institucional donde no sólo el grito está “mal visto”, sino que además se premia el silencio y aguante (“portarse bien”).

semana-parto-respetado-2013

En mi experiencia hay una enorme diferencia entre el grito dentro de una institución y el grito en una casa, tanto para la mujer como para quienes la rodean. En los nacimientos en los hospitales, ese grito suele hablar más de soledad e incluso de angustia frente a una situación donde se pare sin sostén emocional, sin personas que hayan sido elegidas para acompañar en ese momento. Son gritos de mujeres que están acostadas en la cama sin poder cambiar de posición, soportando cada contracción con un monitoreo continuo y un suero. Ese grito es desesperación.

En los nacimientos en casa también hay gritos, pero son de libertad, de empoderamiento de la situación, que dan cuenta de un proceso siempre cambiante, donde hay una búsqueda por transitar la experiencia en conexión con el propio cuerpo y al ritmo de cada momento, presentes en ese instante. Gritos que hablan de la intensidad de la vivencia, una vivencia que nos atraviesa, que nos pone en contacto con nuestra sexualidad y libertad. Gritos que generan alivio, que son “placenteramente dolorosos”, donde tenemos libertad para movernos, tocarnos, cambiar de posición.

Como profesionales es importante aprender a leer y a acompañar el grito, no desde la intervención o desde la necesidad propia, y en cientos casos egoísta, de “acabar” con él. El nacimiento es seguro, la interferencia es riesgosa. Por lo general, el grito genera mucho en las personas que acompañan, las pone más nerviosas, con ganas de hacer algo. Nos es difícil sostener la intensidad de ese momento, acompañar desde el estar presentes pero sin hacer. Se trata más de interactuar con el grito, acompañar ese momento más que intervenir apurando los tiempos que son naturales buscando tapar y callar. Eso no es ayudar, sino más bien todo lo contrario. Es ejercer poder sobre el cuerpo de la mujer y el nacimiento.”

Revista online Enredos Nº 2 Las Casildas

Leer Más

Padres Acompañando en el preparto y nacimientos

La fotógrafa Natasha Hance, especializada en ‘Birth Photography’, quien por cierto hace unas fotos preciosas, ha creado este vídeo titulado ‘Fathers’ en el que vemos una recopilación de tiernas imágenes de papás en el momento del parto.

Sin lugar a dudas, el padre amoroso y empatico también es protagonista en el momento Sagrado del nacimiento de su hijo, compartiendo ese laberinto por el que ambos mamá y bebé atraviesan durante el trabajo de parto y nacimiento, brindando apoyo, compañía, mimos y caricias a su compañera y así brindarle su amor y apoyo. Para inspirarse! Que lo disfruten.

Silvia Libkind doula

Leer Más

Relacahupan Chile 2011 Semana Parto Respetado

Video por la semana del parto respetado en Chile. Humanizacion del parto y nacimiento.

Leer Más

La Rumba de las Madres!

Preciosa y positiva canción que es un canto a las madres y a nuestra capacidad natural e innata para parir y para cuidar, amar, amamantar, mimar y consolar a nuestros hijos.

Mi abuela parió a mi madre.
Mi madre me parió a mí.
Todas paren en mi casa,
yo también quiero parir.

Yo quiero parir tranquila,
que nadie me meta prisas,
que mi chico esté conmigo,
por si hay lágrimas o risas.

Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.
Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.

Si pides, yo te doy teta;
Si lloras, te cojo en brazos;
Que gusto darte un abrazo
y llevarte en bicicleta.

María no tiene niños,
pero ella también es madre:
envuelve con su cariño
a quien se pone delante.

Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.
Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.

Tu quieres una mamá
y yo quiero tener hijitos;
muy pronto te iré a buscar
pa poder vivir juntitos.

Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.
Mi mamá me mima ma, mímame mamá, mamá.

Video de la Rumba de Rosa Zaragoza

Leer Más

Si es Ley, ¿por qué no se cumple? ¡Conocé tus derechos, vos podes hacerlos respetar!

PARTO HUMANIZADO LEY 25.929

Para muchas mamás y papás es lo más común y normal que la mujer que esta por dar a luz esté acompañada por alguien en la sala de parto, generalmente cuando el nacimiento se produce en el ámbito Privado. Pero no en todos los ámbitos se respeta, se cumple o se hace cumplir esta LEY. Muchas veces, esta misma se desconoce, es por eso que es importante difundirla y hacer conocer a TODA MUJER que va a dar a luz cuales son sus DERECHOS.

LEELO, ES IMPORTANTE QUE LO SEPAS…

Parto Humanizado – Ley nacional Nº 25.929

Ley Nacional Nº 25.929 de Derechos de Padres e Hijos durante el Proceso de Nacimiento. Declaración de Interés del Sistema Nacional de Información Mujer, por parte del Senado de la Nación. Declaración sobre difusión del Parto Humanizado

LA CÁMARA DE DIPUTADOS DE LA NACIÓN DECLARA:
Solicitar al Poder Ejecutivo, que a través del organismo que corresponda, inicie dentro de sus actividades una campaña destinada a concientizar a la sociedad, sobre la importancia del acompañamiento de la mujer en el parto por una persona de su elección, y de los beneficios que significa para la salud del binomio madre-hijo.

El Senado y Cámara de Diputados de la Nación Argentina reunidos en Congreso, etc. sancionan con fuerza de Ley:

Artículo 1º.- La presente ley será de aplicación tanto al ámbito público como privado de la atención de la salud en el territorio de la Nación. Las obras sociales regidas por leyes nacionales y las entidades de medicina prepaga deberán brindar obligatoriamente las prestaciones establecidas en esta ley, las que quedan incorporadas de pleno derecho al Programa Médico Obligatorio.

Artículo 2º.- Toda mujer, en relación con el embarazo, el trabajo de parto, el parto y el postparto, tiene los siguientes derechos:

a) A ser informada sobre las distintas intervenciones médicas que pudieren tener lugar durante esos procesos de manera que pueda optar libremente cuando existieren diferentes alternativas.
b) A ser tratada con respeto, y de modo individual y personalizado que le garantice la intimidad durante todo el proceso asistencial y tenga en consideración sus pautas culturales.
c) A ser considerada, en su situación respecto del proceso de nacimiento, como persona sana, de modo que se facilite su participación como protagonista de su propio parto.
d) Al parto natural, respetuoso de los tiempos biológico y psicológico, evitando prácticas invasivas y suministro de medicación que no estén justificados por el estado de salud de la parturienta o de la persona por nacer.
e) A ser informada sobre la evolución de su parto, el estado de su hijo o hija y, en general, a que se le haga partícipe de las diferentes actuaciones de los profesionales.
f) A no ser sometida a ningún examen o intervención cuyo propósito sea de investigación, salvo consentimiento manifestado por escrito bajo protocolo aprobado por el Comité de Bioética.
g) A estar acompañada, por una persona de su confianza y elección durante el trabajo de parto, parto y postparto.
h) A tener a su lado a su hijo o hija durante la permanencia en el establecimiento sanitario, siempre que el recién nacido no requiera de cuidados especiales.
i) A ser informada, desde el embarazo, sobre los beneficios de la lactancia materna y recibir apoyo para amamantar.
j) A recibir asesoramiento e información sobre los cuidados de sí misma y del niño o niña.
k) A ser informada específicamente sobre los efectos adversos del tabaco, el alcohol y las drogas sobre el niño o niña y ella misma.

Artículo 3º.- Toda persona recién nacida tiene derecho:
a) A ser tratada en forma respetuosa y digna.
b) A su inequívoca identificación.
c) A no ser sometida a ningún examen o intervención cuyo propósito sea de investigación o docencia, salvo consentimiento, manifestado por escrito de sus representantes legales, bajo protocolo aprobado por el Comité de Bioética.
d) A la internación conjunta con su madre en sala, y a que la misma sea lo más breve posible, teniendo en consideración su estado de salud y el de aquélla.
e) A que sus padres reciban adecuado asesoramiento e información sobre los cuidados para su crecimiento y desarrollo, así como de su plan de vacunación.

Artículo 4º.- El padre y la madre de la persona recién nacida en situación de riesgo tienen los siguientes derechos:
a) A recibir información comprensible, suficiente y continuada, en un ambiente adecuado, sobre el proceso o evolución de la salud de su hijo o hija, incluyendo diagnóstico, pronóstico y tratamiento.
b) A tener acceso continuado a su hijo o hija mientras la situación clínica lo permita, así como a participar en su atención y en la toma de decisiones relacionadas con su asistencia.
c) A prestar su consentimiento manifestado por escrito para cuantos exámenes o intervenciones se quiera someter al niño o niña con fines de investigación, bajo protocolo aprobado por el Comité de Bioética.
d) A que se facilite la lactancia materna de la persona recién nacida siempre que no incida desfavorablemente en su salud.
e) A recibir asesoramiento e información sobre los cuidados especiales del niño o niña.

Artículo 5º.- Será autoridad de aplicación de la presente ley el Ministerio de Salud de la Nación en el ámbito de su competencia; y en las provincias y la Ciudad de Buenos Aires sus respectivas autoridades sanitarias.

Artículo 6º.- El incumplimiento de las obligaciones emergentes de la presente ley, por parte de las obras sociales y entidades de medicina prepaga, como así también el incumplimiento por parte de los profesionales de la salud y sus colaboradores y de las instituciones en que éstos presten servicios, será considerado falta grave a los fines sancionatorios, sin perjuicio de la responsabilidad civil o penal que pudiere corresponder.

Artículo 7º.- La presente ley entrará en vigencia a los SESENTA (60) días de su promulgación.
Artículo 8º.- Comuníquese al Poder Ejecutivo.

Dada en la Sala de Sesiones del Congreso Argentino, en Buenos Aires, a los veinticinco días del mes de agosto del año dos mil cuatro.
Sanción.- 25 de agosto de 2004
Promulgación.- 17 de septiembre de 2004

Leer Más